16 jul. 2016

Raúl Albentosa, la torre de Garitano

De uno en uno

Raúl Albentosa llega al Deportivo para reencontrarse con el mentor que le llevó a la cima del fútbol en Eibar: Gaizka Garitano.

Raúl Albentosa Redal (Alcira, Valencia; 7 de septiembre de 1988) comenzó su carrera futbolística en el equipo de su tierra, el UD Alzira, hasta recalar en los juveniles del Elche CF, debutando con el filial ilicitano en la temporada 2007/08 en Tercera División y con el primer equipo en Segunda..

El central recaló al verano siguiente en el Caravaca, volviendo a la ciudad alicantina en el mercado invernal después de no haber disputado ni un partido. Una vez finalizado su contrato con el club franjiverde y tras tres temporadas en Segunda B en el Murcia B -donde firmó la escalofriante cifra de 10 goles en 33 partidos-, San Roque de Lepe y Cádiz, Albentosa llega al SD Eibar en la temporada 2013/14, en el que se hace titular indiscutible en la división de plata. El equipo armero, dirigido entonces por Gaizka Garitano, ascedió como campeón de la Liga Adelante a la Liga BBVA.

Ya en Primera División, el zaguero valenciano formó parte de una primera vuelta espectacular del conjunto vasco, 8º clasificado tras 18 jornadas de liga. Albentosa, que había jugado 17 de los 18 partidos posibles, fue vendido al Derby Country por 600 mil euros -su cláusula de rescinsión-. Su marcha supuso una baja muy sensible para los de Garitano, que entraron en barrena (sumaron 8 de 57 puntos posibles en toda la segunda mitad del campeonato).

En tierras británicas, la cosa no fue mucho mejor para Raúl, que disputó sólo 8 partidos de la Championship inglesa, por lo que al final de temporada el de Alcira volvió a España para recalar en el Málaga CF en calidad de cedido y con una opción de compra. En tierras andaluzas, y comandado por Javi Gracia, Albentosa volvió a disfrutar de la cara alegre del fútbol, siendo una pieza clave en el equipo y disputando 28 partidos de Liga y anotando dos goles.

A pesar de su buen rendimiento la pasada temporada, el Málaga no ejerció su derecho de compra sobre el jugador, que acabó recalando a principios de este mes en el Deportivo de la Coruña como petición expresa del técnico que lo había catapultado a nivel profesional: Gaizka Garitano. Aún no se sabe si el valenciano será titular junto con Sidnei, pero lo que la afición tiene claro que el equipo contará con una auténtica "torre de batalla"  para las próximas cuatro temporadas y que, además, cuenta con la total confianza de su actual míster.

No hay comentarios:

Publicar un comentario